Nuestro Blog

¿Qué es el polvo para hornear y para qué sirve?

By enero 28, 2021junio 14th, 2021No Comments

Muchas veces dejamos de lado una receta porque contiene ingredientes que desconocemos o no sabemos utilizar. El polvo para hornear podría ser uno de estos ingredientes. Sigue leyendo para conocer mejor este práctico ingrediente y convertirlo en tu mejor aliado en la cocina.

 

El polvo para hornear, también conocido como levadura química, es un agente leudante con bicarbonato de sodio y un agente que absorbe la humedad (por lo general es fécula). Este ingrediente actúa de forma más rápida que la levadura y proporciona los mismos beneficios: da volumen y esponja las preparaciones.

 

¿Cómo utilizarlo?

La mayoría de las veces, el polvo para hornear se agrega junto con la harina o ingrediente seco que tengas, pero siempre sigue la receta como lo indican las instrucciones de preparación. Así mismo, si vas a cocinar una receta que tenga polvo para hornear, te recomendamos que sigas las cantidades que se indican en la misma receta.

 

El verdadero truco comienza cuando tu estás creando una receta y quieres utilizar polvo para hornear para esponjar, capear u hornear tus platillos. La medida estándar de polvo para hornear es utilizar 1 a 1 1/4 de cucharadita por cada taza de harina agregada.

 

Considera que si agregas más polvo para hornear que el que realmente necesitas, se producirán burbujas de aire que suben a la superficie y se rompen, provocando que tus panes, pasteles y otras preparaciones tengan el efecto contrario a lo deseado: terminarán pesados o hundidos.

 

¿En qué tipo de preparaciones puedo utilizarlo?

El polvo para hornear es un excelente ingrediente neutro porque puedes preparar con el platillos dulces y salados. Además de usarlo en los clásicos pasteles, panes, galletas, tartas, muffins y más platillos de repostería; el polvo para hornear es excelente para platillos salados.

 

Agregar un poco de polvo para hornear en tu mezcla para capear, hará que tus platillos tengan una textura única y suave. Experimenta con tus platillos y el polvo para hornear para obtener resultados que harán que este sea tu ingrediente secreto preferido.

 

¿Cómo lo puedo almacenar?

Es importante que el polvo para hornear lo guardes en un lugar seco y libre de humedad. Evita meterlo al refrigerador porque esto acortará la vida útil del polvo para hornear. También usa una cuchara completamente seca cuando vayas a medir el producto directo del envase. Esto es necesario para que ninguna partícula de humedad se quede guardada en el empaque.

 

¿Cómo comprobar su frescura?

Primero que nada, al comprarlo verifica la fecha de caducidad. Al ser un ingrediente sin olor ni sabor, es muy difícil decir a simple vista si los ingredientes activos del polvo para hornear siguen activos. Cuando hayas utilizado antes el polvo para hornear revisa si hay grumos. Si los hay, esto significa que estuvo en contacto con humedad y no tendrá el mismo efecto deseado para cocinar.

 

También hay una forma efectiva de revisar si el polvo para hornear que tienes en tu alacena sigue vigente. Solamente debes agregar un poco de polvo para hornear en un bowl y agregarle agua caliente: si se crean burbujas con fuerza, entonces puedes utilizarlo todavía.

 

Ahora conoces todo lo que debes saber para hacer del polvo para hornear tu mejor ingrediente en cocina dulce y salada. ¡Agrega el toque REXAL® Polvo para Hornear a todos tus platillos y ten una deliciosa y esponjosa experiencia! Practica con cualquieras de estas recetas con REXAL® Polvo para Hornear.