Hornear

Empanadas de arroz con leche

By noviembre 8, 2020octubre 15th, 2021No Comments
Dificultad: media
Porciones: 12
Tiempo de preparación: 40 minutos
Tiempo de horneo: 15 minutos

Dale un giro dulce a esta rica y suave receta de empanadas de arroz con leche. ¡Son ideales para compartir con quien más quieras!  

Ingredientes

Para el arroz con leche:

  • 2 Tazas de Agua
  • 1 Taza de Arroz
  • 1/2 Taza de Leche entera
  • 1/2 Taza de Leche evaporada
  • 1 Taza de Leche condensada
  • 1 Raja de Canela

Para la masa:

  • 2 Cucharadas de REXAL® Polvo para Hornear
  • 3 Tazas de Harina
  • 5 Cucharadas de Azúcar
  • 2 Cucharadas de Mantequilla
  • 1 Huevo
  • 1 Cucharada de Leche
  • 1 Cucharadita de Canela
  • c/n de Huevo batido, para barnizar

Para decorar:

  • c/n de Azúcar refinada
  • c/n de Canela en polvo

REXAL® Polvo para hornear

Procedimiento

PASO 1

Precalienta el horno a 170 °C.

Para el arroz con leche:

PASO 1

Cocina el arroz con el agua hasta que esté suave. Agrega las leches y la canela cocinando a fuego medio sin dejar de mover por 20 minutos o hasta que se evapore el líquido.

PASO 2

Retira la canela y enfría por completo.

Para la masa:

PASO 1

En un bowl mezcla la harina con REXAL® Polvo para Hornear, el azúcar, la mantequilla, el huevo, la leche y la canela. Amasa hasta tener una masa homogénea y suave. Deja reposar por 30 minutos en refrigeración.

PASO 2

En una superficie enharinada extiende la masa y con ayuda de un cortador redondo de 12 cm de diámetro, corta los discos.

PASO 3

Agrega un par de cucharadas de arroz con leche en cada disco de masa y cierra las empanadas con ayuda de un tenedor.

PASO 4

Colócalas en una charola para horno y barniza con huevo, espolvorea con azúcar y canela. Hornea por 15 minutos.Retira y enfría.

PASO 5

Sirve las empanadas calientitas y disfrútalas.

Rexal Recomienda

Si quieres que las empanadas queden húmedas y deliciosas, no seques tanto el arroz con leche para que durante el horneado no se evapore tanto el líquido. Recuerda que lo debes enfriar bien antes de armar las empanadas.